De esas mujeres que dejan huella, en la historia y en el deporte. La mujer emblemática de hoy es…

Paula Pareto (1986): esta gran luchadora comenzó a practicar yudo a los nueve años junto a su hermano menor Marco. Nunca bajó los brazos y  se convirtió en la primera mujer argentina en ser campeona olímpica​ y la primera deportista argentina que ganó dos medallas olímpicas en disciplinas individuales. Si te considerás una luchadora (del deporte o de la vida) como la Peque Pareto, podés usar la crema corporal Pare de Sufrir con árnica que calma inflamaciones, dolores y reduce moretones. Cuando el cuerpo duele, o está fatigado, dice “basta”, y hay que hacerle caso.

DSCN9984.png