Hoy les quería escribir acerca de la relación de MIES con las mamás. Una de las más especiales y de las que más caracteriza a nuestro proyecto.

Cuando salimos por primera vez a ofrecer nuestros productos, allá por diciembre del 2013 en el stand de Puro Diseño Navidad, tuvimos nuestro primer contacto con las “mamás MIES”. Se acercaban y se fascinaban con nuestros productos libres de tóxicos, porque estaban buscando hace tiempo algo para sus chicos (es curioso, aceptamos ponernos cualquier cosa en nuestros cuerpos, pero cuando se trata de nuestros peques, ahí nos ponemos alerta y somos mucho más exigentes). Se llevaban de todo, a veces presionadas por los chicos que estaban ahí mismo y se entusiasmaban con los jabones de colores, las espumas como galletas gigantes, y esas bombas que casi no les entraban en las manos.

Ya cuando abrimos las primeras Tiendas, fueron las mamás las que guiaron nuestros nuevos desarrollos. Una nos preguntó si producíamos algo con árnica, porque ella usaba este extracto para aliviarle los moretones a sus hijos, que volvían siempre magullados del jardín. La tercera vez que alguien nos pidió lo mismo, nos convencimos, y así nacieron la Bomba Samurai, la crema Colita de Rana (hoy Pare de Sufrir), el jabón Mentime Más, y tiempo más tarde, las Barras de Masajes. 

Las Mamás MIES son clave fuera y también dentro de MIES. Mi propia mamá, Amalia, fue la primera persona en sumarse al equipo, y aprendió en apenas días a hacer todos nuestros productos con sus propias manos. Esto era en la infancia de la empresa, cuando producíamos en el local de Guayra (que acabamos de cerrar, y todavía nos da pena). Amalia inauguró el equipo de producción, al que después se sumaron Gus, Pitu, ¡y hoy son tantos que hay que organizarnos en turnos! Me gusta recordar aquella época, porque había una mamá adentro del taller haciendo con sus manos -y mucho amor- productos para otras mamás. Las grandes cosméticas del mundo le ponen Q10 y otros ingredientes sospechosamente impronunciables a sus productos, pero ¿cuál de ellas le pone amor de madre? Me enorgullece y me emociona que hayamos podido crecer sin traicionar nunca estos valores que nos definen.

Hace poco organizamos una serie de eventos del Día del Niño en las tiendas, para presentar la nueva Aquamasa con fórmula mejorada, y fue genial tirar en el piso las mágicas lonas de La Dibujería y ver a tantas mamás llegar con sus chicos y reirnos, jugar y pintar todos juntos. Una vez más corroboramos que lo que más nos gusta en MIES es estar con las mamás y los chicos. Hay una alegría, una inocencia y una sorpresa en el aire que no se comparan con nada.

Hoy quien les escribe está del otro lado del charco, instalando el segundo capítulo de MIES en Europa. Lejos de aquella mamá que hizo con sus manos las primeras bombas y espumas, lejos de esas mamás que todos los días entran a los locales buscando algo sano y original para sus chicos, lejos de esos hijos que esta semana están entrando a comprar nuestros Combos especiales del Día de la Madre. Pero no los siento lejos, porque estamos cerca a través de nuestros productos, en cada local, en cada email que nos mandan, en sus fotos que suben a Instagram disfrutando de nuestros productos.

Aprovecho para desearles a todas un muy feliz Día de la Madre!!!

Diego